jueves, 14 de abril de 2016

Vara mantendrá la subida salarial a empleados públicos pese a las medidas de Hacienda

El ejecutivo regional también abonará la extra a pensiones no contributivas prevista para el mes de abril

La contención del gasto que exige el Ministerio de Hacienda no afectará por ahora a la ejecución de los Presupuestos autonómicos para 2016. La Junta de Extremadura mantendrá dos de las medidas contempladas para el mes de abril, la subida salarial del 1% para los empleados públicos y el abono de una paga extra de 225 euros a los perceptores de pensiones no contributivas.

Hacienda ha remitido este mes dos cartas a la Junta en las que exige actuar para controlar la desviación de los objetivos de estabilidad. En la primera indica que, ante el incumplimiento reiterado del periodo medio de pago a proveedores, el ministerio inicia el procedimiento para retener fondos del sistema de financiación autonómica y destinarlos a abonar facturas. Esta comunicación también se envió a Aragón. En la segunda, que llegó a otras once comunidades, reclama un acuerdo de no disponibilidad para cumplir el límite de déficit, lo que implica apartar el dinero necesario para que no se produzcan desfases en 2016.
PUBLICIDAD

El gobierno regional ha reconocido que, en caso de aplicarse, estas medidas condicionan la ejecución de los Presupuestos y la actividad diaria de la Administración regional. La retención de fondos del sistema de financiación puede llegar al 25% de la transferencia mensual que el Gobierno realiza a la región, unos 56 millones de un pago total de 225 millones.



Según el plan de tesorería de la Junta, esos 56 millones suponen algo más de la sexta parte de lo que gasta la Administración regional al mes. Sin ese dinero, no sólo se complican actuaciones extraordinarias, como la subida de sueldo a los empleados públicos y la extra a pensiones no contributivas, sino todo tipo de pagos, incluidos a proveedores.La retención del sistema de financiación debe tener en cuenta las medidas de la Junta para pagar facturas

Para la Consejería de Hacienda, se produciría así un efecto contrario al deseado, máxime cuando ya hay planteadas medidas para corregir la desviación en el pago de facturas. En concreto, el plan de ajuste remitido al ministerio contempla el confirming de 240 millones para el Servicio Extremeño de Salud, así como 210 millones con cargo al Fondo de Liquidez Autonómico.

Calendario en contra

La Junta de Extremadura ya ha comunicado a Hacienda estas medidas en una reunión entre el presidente extremeño, Fernández Vara, y el ministro Montoro, cita que tuvo continuidad el pasado martes con un encuentro más técnico en el que participó la consejera de Hacienda, Pilar Blanco-Morales, y el secretario de Estado de Administraciones Públicas, Antonio Beteta.

Para el gobierno regional, el calendario ha jugado en su contra. Primero, con el retraso en la aprobación de los Presupuestos, donde se contempla el confirming, y después con la presentación del plan de ajuste. Cuando han sido una realidad el ministerio ya había planteado sus exigencias, que obedecen a su vez a la petición de la Comisión Europea de controlar el déficit de las comunidades autónomas. Para ello, reclama unas medidas que el Gobierno deberá exponer a Bruselas a finales de este mes.

Pese a todo, la Junta entiende que el diálogo iniciado con el ministerio, que tendrá su colofón en el Consejo de Política Fiscal y Financiera convocado para mañana, dará su resultado. Considera que Hacienda comprenderá que sus medidas son adecuadas, especialmente en cuanto a pago a proveedores, con lo que no tendría sentido la retención de fondos del sistema de financiación. Respecto al acuerdo de no disponibilidad, estima que ha demostrado que ya ha reservado esos fondos en los Presupuestos de este año, que contienen 169 millones menos que los del pasado ejercicio.

Además, la Junta considera que hay argumentos legales a su favor. El Ministerio de Hacienda recalca que se ha limitado a cumplir las medidas de control que contempla la Ley de Estabilidad Presupuestaria, como exige Bruselas. En esa línea, la Ley de Financiación permite la retención de fondos del sistema de financiación en caso de superar el periodo de pago a proveedores. Pero añade que deberá tener en cuenta las medidas que contemple la comunidad en su plan de tesorería. En este caso, el confirming que aplicará la Junta aporta más dinero y soluciona más rápidamente el problema que la medida que plantea el Gobierno.

Por todo ello, el gobierno regional estima que, por el momento, puede ejecutar las medidas incluidas en los Presupuestos autonómicos, entre ellas la subida salarial a los empleados públicos (en abril hay que pagar también lo que corresponde a enero, febrero y marzo) y la extra a pensiones no contributivas.